Ruta de los Monasterios

En el siglo V con la llegada de los visigodos a la península ibérica se crea un clima de
tensión que obliga a la población de los valles a buscar lugares más seguros. En la
zona que ocupa en la actualidad La Rioja la población encontró en los montes cercanos
enclaves de difícil acceso para protegerse y establecer sus viviendas, excavando
cuevas o aprovechando aberturas formadas por la naturaleza.
Estas cuevas serán el origen de un fenómeno que se extendió por los valles riojanos,
la vida eremítica, que da fe de la pervivencia del cristianismo pese a las continuas
invasiones.
El origen de algunos monasterios de La Rioja se remonta a las comunidades que se
formaron entorno a los eremitas que allí habitaron, el Monasterio de Suso en San
Millán de la Cogolla es uno de los ejemplos más importantes. San Millán, monje
anacoreta nacido en Berceo se asentó en esta cueva donde podemos observar como
se produjeron sucesivas ampliaciones para dar cabida a la comunidad de seguidores
que se formó en su entorno, muestra de esto son las tumbas aparecidas junto al
monasterio, pertenecientes a los seguidores del santo que aún en la muerte querían
mantenerse cerca de él.

 

cañas tricio
najera suso

 

 

 

 

Ruta de los monasterios, Monasterio de Yuso, Monasterio de Suso, Patrimonio de la Humanidad. Turismo cultural en la rioja. Cuna de la lengua, nacimiento del castellano. Gastronomia, turismo rural, turismo rural en la rioja. Cilengua, cursos de castellano. Fundacion san millan, Enoturismo, visitas a bodegas en la Rioja, catas de vino en la rioja. Bodegas, rutas senderistas, senderismo, sierra de la demanda. Bicicleta de mantaña, gr93, ruta san millan ezcaray, conocer la Rioja, caparron de anguiano, briones, museo dinastia vivanco, la guardia, bodegas marques del riscal, bodegas lopez heredia, glosas emilianenses,logroño padres agustinos recoletos. Valle de san millan, san lorenzo, pistas de esqui, valdezcaray, esqui en la rioja, pistas en la sierra de la demanda esqui familiar, ruta de los dinasauris,barranco perdido